Número 149 - Mayo de 2019
 
REPORTAJES
 

“¿Inflación salarial? Cada mes 300.000 trabajadores se jubilan, y dejan salarios altos, mientras 400.000 millenials se incorporan al mercado laboral”

 
     
ESTADOS UNIDOS: EN TODO CASO, MÁS EMPLEO  
           
FACEBOOKLINKEDINTWITTER    
  Foto: Archivo RC  
   
   

TRAS 9 AÑOS Y 11 MESES CRECIENDO LA TASA DE PARO CAE AL 3,6%. DESDE 1969 NO SE REGISTRABA UNA TASA SEMEJANTE, PERO ENTONCES SOLO EL 4% DE LOS VARONES EN EDAD DE TRABAJAR ESTABA FUERA DE LA POBLACIÓN ACTIVA. HOY SON EL 11%.

   
   

TEXTO: PABLO PARDO (WASHINGTON)

¿Quién podría pedir más? En abril, el empleo no agrícola en Estados Unidos se expandió en 263.000 puestos de trabajo, o sea, entre un 38% y un 45% más que la horquilla esperada por el mercado. De esos 263.000 empleos, el 89,73% correspondió al sector privado. Así, la tasa de paro cayó dos décimas, hasta el 3,6%, un nivel que no se alcanzaba desde hacía 49 años y 5 meses, es decir, desde octubre de 1969. Encima, la retribución por hora trabajada, que es el principal elemento que toma en consideración Wall Street, creció un 0,2%, o sea, una décima menos que lo que preveían los analistas. En tasa interanual, la cifra queda en el 3,2%, igual que en marzo.

Esos datos parecen indicar que el mercado laboral de Estados Unidos con Donald Trump es la plasmación práctica del “cielo en la Tierra” marxista. Desde luego, para quien estas cifras son divinas es para Donald Trump. El propio presidente lo dejó claro el día en que salieron las cifras de desempleo: “Voy a hacer campaña con la economía”. En realidad, Trump lleva haciendo campaña desde que fue elegido, hasta el punto de que su comité para la reelección en 2020 se creó en enero de 2017, cuando había pasado menos de una semana desde que había jurado el cargo. Pero ahora tiene una narrativa clara en ese sentido.

Así lo cree Mark Zandi, el director de Moody’s Economics, que fue uno de los principales asesores económicos de la campaña de John McCain en 2008 y, también, uno de los mayores críticos del actual presidente. Zandi ha trazado 12 escenarios macroeconómicos para 2020. En los 12 gana Trump.

También republicano, pero en su caso partidario de Trump, es Donald Luskin, el director de TrendMacrolytics, que ya en 2016 predijo la victoria de Trump. En aquella ocasión, Trump ganó con 306 votos electorales, contra 232 de Hillary Clinton. Ahora, Luskin le da algo menos: 294 votos. Aun así, es una cifra que sitúa al presidente por encima de los 269 necesarios para ganar, aunque por la mínima. La estimación de Luskin se sitúa en línea con las que manejan los demócratas en privado: Trump perderá Pennsylvania y Wisconsin, pero mantendrá Florida, Ohio y, tal vez, Michigan.

Doblar el déficit

Pero esa no es la visión de Ray Fair. Para este profesor de Yale y pionero de la técnica de predicción política en función de la situación económica, Trump debería arrasar en 2020, con un 56% del voto. La clave de todos esos análisis es la situación del mercado laboral. Dado que los republicanos han dejado de anunciar la llegada del Apocalipsis fiscal desde que Trump está en el poder, nadie se ha enterado de que EEUU ha doblado su déficit público. Y, puesto que en el mercado hay liquidez para parar no un tren, sino muchos, no parece que ese vaya a ser un problema, a pesar de que Estados Unidos ya ha empezado a comerse el Fondo de Reserva de las pensiones públicas. Dado que el núcleo duro de los votantes de Trump tiene entre 50 y 64 años (contrariamente a lo que a menudo se dice, los jubilados, aunque respaldan al presidente, lo hacen menos que el grupo generacional inmediatamente más joven), parece claro que ese segmento de la población va a ser el que pague las consecuencias de la crisis de las pensiones.

El problema a largo plazo de las pensiones tiene, también, un paralelo a corto en el mercado laboral. Porque la creación de empleo podría no ser tan vigorosa como las estadísticas sugieren. Cuando se empiezan a desmenuzar los números de abril, empiezan a aparecer los motivos de duda. En abril, la semana laboral media cayó de 34,5 a 34,4 horas y eso, según el economista jefe y estratega de la gestora de patrimonios canadiense Gluskin Sheff, David Rosenberg, equivale a 373.000 empleos menos. En otras palabras: lo que se perdió por la reducción de las horas trabajadas excedió en un 41,8% a lo que se ganó en creación de empleo. Al mismo tiempo, la disminución de la semana laboral significa que la caída de los salarios es menos significativa de lo que parece. Y eso lleva a un problema estructural de la economía de Estados Unidos desde su salida de la recesión, hace 9 años y 11 meses: la productividad no crece. De hecho, las horas trabajadas se han reducido en dos de los últimos tres meses, y están planas desde principios de año.

Más por menos

A eso se suma otro factor de incertidumbre: la demografía. Cada mes, 300.000 estadounidenses engrosan las listas de receptores de pensiones públicas, y dejan puestos de trabajo en los que, por mor de su antigüedad, los salarios son altos.

Esa generación está siendo reemplazada por la cohorte poblacional más numerosa de la Historia del país, los ‘millennials’, que nacieron aproximadamente entre 1980 y 2005. Más de 400.000 se incorporan al mercado de trabajo cada mes. Pero no reemplazan a los baby boomers, sino que toman empleos en la escala laboral más baja. La sustitución de una generación por la otra hace que la inflación de los salarios sea mucho menor de lo que cabría esperar en una economía a pleno rendimiento con pleno empleo. Acaso antes de entrar en nuevos paradigmas, los ‘gurús’ de Wall Street y de las nuevas tecnologías deberían mirar a la pirámide de población.

 
 
* Puede continuar leyendo este artículo, suscribiendose a la Revista Consejeros.
 
OTROS REPORTAJES
 
REINO UNIDO: UNA SITUACIÓN INSOSTENIBLE
Nº 149 de 5 / 2019

LAS ENCUESTAS DAN GANADOR AL PARTIDO BREXIT DE FARAGE EN LAS EUROPEAS DEL 23 DE MAYO, CON CASI UN 30% DEL VOTO, PERO TAMBIÉN MUESTRAN UN REDUCIDO Y UNIFORME AUMENTO DE LOS PARTIDARIOS DE SEGUIR EN LA UNIÓN.

 
EN ALEMANIA SE VEN CONTRA LAS CUERDAS
Nº 149 de 5 / 2019

MUCHOS DE LOS GRANDES SECTORES DE LA INDUSTRIA ALEMANA NO SABEN SI SUPERARAN LA DIGITALIZACIÓN Y SE SIENTEN CONTRA LAS CUERDAS. POR EL ATAQUE SUTIL DE CHINA Y POR EL BASTANTE MÁS DIRECTO DEL PRESIDENTE TRUMP.

 
UNIÓN EUROPEA: COMPETENCIA EN LA SUCESIÓN
Nº 149 de 5 / 2019

APPLE, GOOGLE, AMAZON, BMW, IKEA... CUENTAN LOS DÍAS PARA EL FIN DEL MANDATO VESTAGER, LA COMISARIA DE COMPETENCIA, CUYA LABOR EN PRO DE LOS CONSUMIDORES Y CONTRA LOS PRIVILEGIOS TRIBUTARIOS DEJA IMPRONTA EN BRUSELAS.

 
ESPAÑA: MÚSICA INQUIETA “MA NON TROPPO”
Nº 149 de 5 / 2019

TEXTO: JOAN TAPIA (BARCELONA). LA ECONOMÍA ESPAÑOLA CRECE MÁS DE LO PREVISTO Y YA NO ESTÁ SOMETIDA A LA VIGILANCIA ESPECIAL DE BRUSELAS, PERO PREOCUPAN TANTO LA DESACELERACIÓN COMO QUE LA GOBERNABILIDAD DEPENDA DE UN PACTO CON PODEMOS.

 
ESTADOS UNIDOS: CÓMO ALARGAR AÚN MÁS EL CICLO
Nº 148 de 4 / 2019

LA FED DICE QUE NO HABRÁ MÁS SUBIDAS ESTE AÑO Y CON ESA RED EL PRECIO DE LOS ACTIVOS PARECE GARANTIZADO, PERO YA SE VIO EN EL 4T18 –CUANDO CASI SE CERRÓ EL MERCADO DE BONOS HY– CÓMO PUEDEN TAMBALEARSE LOS MERCADOS.

 
 
 
 
 
consejeros
© Consejeros del Capital Social CDC Group - Avenida de América 37 - 6ª planta Edificio Torres Blancas 28002 Madrid - Teléfono 0034 915 155 715