Número 157 - Febrero de 2020
 
REPORTAJES
 
“En Europa un inversor recibe 2,5/3 puntos más vía dividendo que como bonista. En EEUU pagan al bonista un 0,5/1% más que vía dividendo”    
     
¿ACCIONISTAS O PRESTAMISTAS?  
       
 
     
     
     

EL S&P500 DA UNA RENTABILIDAD POR DIVIDENDO DEL 1,8% FRENTE AL 3,2% DEL EUROSTOXX. PERO LA TIR DE LOS BONOS USA ESTÁ EN EL 3% Y LA DE LOS EUROPEOS, QUE ESTUVO EN EL 5% EN 2011, HA CAÍDO AHORA AL 0,5%.

   
     
    Foto: Archivo RC  

TEXTO: OFELIA MARÍN-LOZANO

La primera cuestión que se plantea cualquier inversor financiero no es otra que determinar en qué medida quiere ser accionista o prestamista. Qué parte de su cartera destinará a la renta fija y qué parte irá a la renta variable. Bonos o acciones, este el dilema.

Ser accionista conlleva riesgos superiores a los de ser prestamista. Para que una compañía pague los intereses de sus bonos basta con que no tenga pérdidas; para que pague dividendos es necesario que tenga beneficios y que éstos sean lo suficientemente holgados como para, después de retener los recursos necesarios para su crecimiento, puedan ser repartidos.

La prima de riesgo de renta variable no es más que el exceso de expectativa de rentabilidad que exige un inversor por la mayor incertidumbre que el cobro de dividendos tiene frente al cobro de intereses.

Los intereses que uno espera cobrar cuando compra un bono son conocidos de antemano, son fijos, de ahí la denominación de renta fija (que no equivale, obviamente a segura, su seguridad depende de la solvencia de la empresa).

Los dividendos futuros esperados, sin embargo, no son conocidos de antemano. Podemos conocer los dividendos que una empresa ha pagado el último año o los que ha prometido para el siguiente pero, desde luego, no tenemos ninguna seguridad de que esos vayan a ser los dividendos que pague en los años futuros. En principio, y en la mayor parte de los casos es así, el inversor en renta variable, el comprador de acciones, espera que los dividendos futuros sean crecientes y superen en media, anualmente, en los años venideros, los que se han venido cobrando en los años anteriores. El ritmo de aumento esperado de dividendos tenderá a coincidir, a largo plazo, con el crecimiento de los beneficios de las empresas.

Así, si bien la rentabilidad por intereses para un comprador de un bono que lo mantenga hasta vencimiento es conocida (si no hay impagos), y puede expresarse en una TIR o rentabilidad anualizada hasta la devolución del principal prestado, la rentabilidad esperada por dividendo sería la resultante de añadir, a la obtenida en el primer año, una expectativa de crecimiento a largo plazo.

Una forma de calcular la prima de riesgo de la renta variable sería, en consecuencia, la que viniera de comparar la rentabilidad ofrecida por la renta fija, vía intereses (para cada compañía cotizada la suya propia, es decir la TIR de sus bonos corporativos), con la rentabilidad por dividendo (que tendría un doble componente, la inicial, o initial dividend yield, calculada con el último dividendo pagado, y la futura, que incluiría asunciones de crecimiento de dicho dividendo).

La distinta aversión al riesgo

Así, si una compañía paga por su deuda corporativa (a un plazo medio-largo, por ejemplo los 5-6 años que sirven de base para el cálculo de los principales índices de deuda corporativa investment grade), del 3% y ofrece una expectativa de rentabilidad por dividendo a largo plazo del 7% (descompuesta, en una rentabilidad inicial por dividendo del 2% y una expectativa de crecimiento anualizado del mismo a razón del 5%), podríamos decir que la prima de riesgo del accionista frente al prestamista en dicha compañía es del 4% (el 7% esperado por dividendo, frente al 3% de interés obtenido por prestar dinero comprando bonos).

La prima de riesgo bursátil se puede calcular de muchas formas (utilizando, en lugar del dividend yield el earnings yield, o inversa del PER, o rentabilidad por beneficio, asumiendo o no crecimiento a largo plazo del mismo, incorporando distintas expectativas de crecimiento a largo plazo del mismo, comparándolo con la TIR, a distintos plazos de bonos soberanos en lugar de hacerlo con la TIR del propio bono corporativo…).

 
 
* Puede continuar leyendo este artículo, suscribiendose a la Revista Consejeros.
 
OTROS REPORTAJES
 
ORIENTE MEDIO, UNA CRISIS PERMANENTE
Nº 157 de 2 / 2020

NINGUNA DE LAS RAZONES ADUCIDAS POR TRUMP PARA RETIRAR A EEUU DEL ACUERDO DE VIENA TENÍA EL MENOR FUNDAMENTO, PERO ÉL INSISTE EN PRESIONAR A LOS PAÍSES EUROPEOS PARA QUE DENUNCIEN TAMBIÉN EL ACUERDO, CON IDEA DE NEGOCIAR “OTRO MEJOR”, MIENTRAS SE CONVIERTE EN UN AUTÉNTICO AGENTE PROVOCADOR -CON ATENTADOS COMO EL DEL 3 DE ENERO CONTRA SOLEIMANI- Y REFUERZA EL ESQUEMA DE SANCIONES CONTRA EL RÉGIMEN IRANÍ, QUE INSTA A EUROPA A QUE RECUPERE SU LIBERTAD DE ACCIÓN.

 
DEL RELATO A LA REALIDAD: LA AGENDA LABORAL DEL GOBIERNO SÁNCHEZ-IGLESIAS
Nº 157 de 2 / 2020

"DE LA DEROGACIÓN DE LA REFORMA LABORAL, A PALO SECO, SE PASÓ A LA SUPRESIÓN DE LOS ASPECTOS 'MÁS LESIVOS' , SIN CONCRETARLOS. SE TRATA DE REFORZAR EL PODER SINDICAL Y LIMITAR LAS FACULTADES DE LOS EMPRESARIOS, LO QUE DESALENTARÁ LA CREACIÓN DE EMPLEO, QUE SE DESACELERA CON EL PASO DE LOS MESES Y LA DISMINUCIÓN DEL CRECIMIENTO".

 
ALEMANIA: UN VIEJO SOCIALISMO EN EBULLICIÓN
Nº 156 de 1 / 2020

LOS NUEVOS LÍDERES DEL SPD PLANTEARON A SUS BASES UN GIRO A LA IZQUIERDA: DEROGAR LA NORMATIVA LABORAL DE SCHRÖDER INCLUIDA EN EL PAQUETE LLAMADO HARTZ IV, ELEVAR EL SALARIO MÍNIMO (PRINCIPIO YA INCORPORADO EN LOS CONTRATOS DE COALICIÓN), ELIMINAR LA RIGUROSA REGLA FISCAL DEL “FRENO A LA DEUDA”, QUE SE INCORPORÓ AL TEXTO CONSTITUCIONAL EN 2009, Y AL TIEMPO RENUNCIAR AL RIGUROSO EQUILIBRIO PRESUPUESTARIO DEL “CERO NEGRO”, EL SCHWARZE NULL QUE EL MINISTRO SOCIALISTA SCHOLZ HA APLICADO CON LA MISMA CONTUNDENCIA QUE SU ANTECESOR DEMOCRISTIANO, SCHAUBLE.

 
EL DESPLAZAMIENTO DE LO REAL A LO FINANCIERO
Nº 156 de 1 / 2020

EL PESO DEL SECTOR FINANCIERO EN EL PIB DE LOS EEUU SE HA MULTIPLICADO POR 4 DESDE 1950. PERO ENTONCES LAS FINANZAS PROVEÍAN FONDOS PARA LA INVERSIÓN A LARGO PLAZO MIENTRAS QUE AHORA TODO ES CORTO PLAZO.

 
DUDAS CON LA NIIF 16
Nº 156 de 1 / 2020

EL CAMBIO EN LA REGULACIÓN DE LOS ARRENDAMIENTOS, QUE OBLIGA A REFLEJAR COMO UN PASIVO EL VALOR ACTUAL DE LOS PAGOS FUTUROS, ALTERA SUSTANCIALMENTE LAS CUENTAS DE MUCHAS COTIZADAS, LAS OBLIGADAS A APLICAR ESTA NORMA, QUE ACABA CON LA DISTINCIÓN ENTRE ARRENDAMIENTOS FINANCIEROS Y OPERATIVOS... EN LAS CUENTAS DEL ARRENDATARIO PERO NO EN LAS DEL ARRENDADOR.

 
 
 
 
 
consejeros
© Consejeros del Capital Social CDC Group - C/ San Hermenegildo 31 - 2º Dch. 28015 Madrid - Teléfono 0034 915 155 715