Número 156 - Enero de 2020
 
REPORTAJES
 
“Sin embargo, si se trata de un arrendamiento operativo, el arrendador mantiene el activo en su balance y reconoce los cobros como ingresos. Así que los tratamientos contables de arrendador y arrendatario no son simétricos”    
     
DUDAS CON LA NIIF 16  
       
 
     
     
     

EL CAMBIO EN LA REGULACIÓN DE LOS ARRENDAMIENTOS, QUE OBLIGA A REFLEJAR COMO UN PASIVO EL VALOR ACTUAL DE LOS PAGOS FUTUROS, ALTERA SUSTANCIALMENTE LAS CUENTAS DE MUCHAS COTIZADAS, LAS OBLIGADAS A APLICAR ESTA NORMA, QUE ACABA CON LA DISTINCIÓN ENTRE ARRENDAMIENTOS FINANCIEROS Y OPERATIVOS... EN LAS CUENTAS DEL ARRENDATARIO PERO NO EN LAS DEL ARRENDADOR.

   
     
    Foto: Archivo RC  

TEXTO: LEANDRO CAÑIBANO Y FELIPE HERRANZ UNIVERSIDAD AUTÓNOMA DE MADRID Y AECA (ASOCIACIÓN ESPAÑOLA DE CONTABILIDAD Y ADMINISTRACIÓN DE EMPRESAS)

La Norma Internacional de Información Financiera sobre Arrendamientos (NIIF 16)1 , emitida por el IASB, ha entrado en vigor el 1 de enero de 2019, no exenta de diversas controversias. En España es de aplicación a los estados financieros consolidados de las empresas que cotizan en Bolsa y a todos los estados financieros de las entidades de crédito2.

El principal cambio que presenta esta norma respecto a su predecesora en la regulación de arrendamientos, la Norma Internacional de Contabilidad número 17, se refiere a la presentación de estas operaciones en los estados financieros del arrendatario, sustituyendo el criterio de distinguir los arrendamientos financieros y los operativos, por un modelo único con el esquema contable que previamente existía para los arrendamientos financieros, es decir, reconocimiento de un activo por el derecho de uso y un pasivo por el valor actual de los pagos futuros.

Sin embargo, para el arrendador, se mantienen las diferencias entre arrendamiento financiero y arrendamiento operativo, en línea con la NIC 17. Si se trata de un arrendamiento financiero, básicamente, el arrendador da de baja el activo arrendado y reconoce un activo financiero; es decir, aplica el mismo criterio que el arrendatario, desde el punto de vista de la contraparte. Sin embargo, si se trata de un arrendamiento operativo, mantiene el activo arrendado en su balance, siguiendo con su amortización, y reconoce los cobros del arrendamiento como ingresos. Es decir, en los arrendamientos operativos, los tratamientos contables del arrendador y del arrendatario no son simétricos.

Para su correcta aplicación, la NIIF 16 incluye criterios para identificar si el contrato contiene realmente un arrendamiento y, en caso positivo, a los efectos de su tratamiento por parte del arrendador, si es de tipo financiero u operativo.

¿Contiene el contrato un arrendamiento o se trata de un servicio?

Resumidamente, se tratará de un arrendamiento y, por lo tanto, estará sujeto a lo establecido por la NIIF 16 si se dan simultáneamente las siguientes condiciones:

– Existe un activo identificado.

– El arrendatario tiene derecho, esencialmente, a todos los beneficios económicos del uso del activo.

– El arrendatario tiene derecho a dar instrucciones sobre el uso del activo o a explotar el activo durante todo el período contratado sin que el arrendador tenga derecho a modificarlo, o bien el arrendatario haya diseñado el activo de manera tal que queda predeterminado su uso.

Si no se dan estas condiciones, el contrato no contendría un arrendamiento regulado por la NIIF 16 y debería presentarse en los estados financieros del arrendador y del arrendatario de acuerdo con otra norma aplicable. Frecuentemente, cuando un contrato no cumple las condiciones citadas, se trata de una prestación de servicios, regulados principalmente por la NIIF 15. Ingresos ordinarios procedentes de contratos con clientes.

No obstante, la norma prevé la posibilidad de que nos encontremos con un contrato que incluye, simultáneamente, arrendamiento y prestación de servicios. En estos casos, la empresa debe separar ambos componentes de la forma más precisa posible, para aplicarles la normativa correspondiente a cada uno de ellos; salvo que la empresa opte por la simplificación que contempla la norma consistente en tratar el contrato en su conjunto como de arrendamiento3. También establece la norma que pueden quedar fuera de su alcance aquellos contratos de arrendamiento de escaso valor (no superior a 5.000 $) o de corto plazo.

¿Se trata de un arrendamiento financiero u operativo?

A los efectos del arrendador, una vez establecido que se trata de un arrendamiento, es necesario dilucidar si es financiero u operativo. El criterio general es que se considera arrendamiento financiero cuando se transfieren sustancialmente al arrendatario todos los riesgos y beneficios inherentes a la propiedad del activo, siendo operativo si no se dan estas circunstancias. Asimismo, destaca la norma que esta clasificación debe basarse en la sustancia económica de la transacción más que en la forma del contrato.

La norma ofrece algunos ejemplos de situaciones en las que se puede deducir que se trata de un arrendamiento financiero. Entre ellas:

– Al final del contrato, el arrendador adquiere la propiedad del activo.

– La opción de compra (generalmente la última cuota del arrendamiento) es suficientemente baja -comparada con el valor razonable del activo subyacente en la fecha de la opción- para considerar razonablemente cierto, desde el inicio del contrato, que se ejercitará la opción de compra por parte del arrendatario.

– La duración del contrato de arrendamiento cubre la mayor parte de la vida útil del activo subyacente, aunque no se transmita la propiedad de dicho activo.

– El valor actual de los pagos futuros, al inicio del contrato igualan, al menos sustancialmente, el valor razonable del activo subyacente.

– El activo subyacente tiene tales características que únicamente puede ser utilizado por el arrendatario, salvo que se realicen modificaciones importantes.

1 Se señala el nombre completo de la norma la primera vez que se menciona.

2 De acuerdo con el proyecto existente del ICAC, no está prevista su incorporación por el momento al PGC.

3 No permite la NIIF 16 que se trate en su conjunto como prestación de servicios.

 
 
* Puede continuar leyendo este artículo, suscribiendose a la Revista Consejeros.
 
OTROS REPORTAJES
 
LA POLÍTICA MONETARIA EUROPEA, EN EL BANQUILLO
Nº 162 de 7 / 2020
EL “LO QUE HAGA FALTA” DEL BANCO CENTRAL EUROPEO PODRÍA CHOCAR, SEGÚN EL CONSTITUCIONAL ALEMÁN, CON UNO DE LOS PRINCIPIOS QUE SOSTIENEN EL ANDAMIAJE DE LA UNIÓN Y QUE DEBE PRESIDIR CUALQUIER ACTUACIÓN DE UN ORGANISMO EUROPEO, EL PRINCIPIO DE PROPORCIONALIDAD.
 
LA BANCA, ESENCIAL PARA SUPERAR LA CRISIS DEL CORONAVIRUS
Nº 162 de 7 / 2020
“COTIZAN A 0,4 VECES RECURSOS PROPIOS, 5 VECES BENEFICIO Y 10% DE RPD SOBRE LAS MAGNITUDES DE 2019. 2020 SERÁ UN AÑO DE RETENCIÓN DE BENEFICIOS PERO EN 2021/22 LOS DIVIDENDOS SE PODRÁN PARECER MUCHO A LOS DE 2018/19”
 
UNIÓN EUROPEA: ESTA VEZ, LA RESPUESTA SERÁ DIFERENTE
Nº 162 de 7 / 2020

“LA UE DEBATE EL PLAN DE RECUPERACIÓN PARA NEUTRALIZAR POTENCIALES RIESGOS QUE PONGAN EN PELIGRO EL VALIOSO MERCADO ÚNICO. VALIOSO PARA TODOS, AUNQUE DE ACUERDO CON LAS ESTIMACIONES DE LA COMISIÓN EUROPEA, LOS CUATRO "FRUGALES" ESTÁN A LA CABEZA DE LA LISTA DE LOS GRANDES BENEFICIARIOS, CON 1.682€ PER CAPITA EN DINAMARCA, 1.583€ EN AUSTRIA, 1.500 € EN PAÍSES BAJOS Y 1.302€ EN SUECIA. UNAS CIFRAS QUE SUPERAN HOLGADAMENTE LOS 763€ PER CAPITA DE ITALIA O LOS 589€ DE ESPAÑA"

 
KARLSRUHE VS FRÁNFORT: ESCENARIOS Y SOLUCIONES
Nº 161 de 6 / 2020
LA INDEPENDENCIA DEL BCE FUE UNA EXIGENCIA ESPECÍFICA QUE IMPUSO ALEMANIA Y SE INCORPORÓ A LOS TRATADOS DE FORMA INEQUÍVOCA, ASÍ QUE EL BCE NO PUEDE RECONOCER LA JURISDICCIÓN DEL TRIBUNAL CONSTITUCIONAL ALEMÁN, QUE EN EL PEOR DE LOS ESCENARIOS PODRÍA PROHIBIR AL BUNDESBANK SU PARTICIPACIÓN EN EL PEPP.
 
LA INVERSIÓN EN BITCOIN Y EN OTROS PROYECTOS BLOCKCHAIN
Nº 161 de 6 / 2020

EN MAYO SE REALIZÓ EL TERCER HALVING (REDUCCIÓN A LA MITAD DE LA RECOMPENSA PARA LOS MINEROS) EN LOS 10 AÑOS DE HISTORIA DEL BITCOIN, QUE POCOS DÍAS DESPUÉS COTIZABA POR ENCIMA DE LOS 10.000 DÓLARES.

 
 
 
 
 
consejeros
© Consejeros del Capital Social CDC Group - C/ San Hermenegildo 31 - 2º Dch. 28015 Madrid - Teléfono 0034 915 155 715