Número 155 - Diciembre de 2019
 
REPORTAJES
 
“Ramelow (Die Linke) ha sabido conjugar objetivos sociales ambiciosos con diálogo y con la gestión de un gobierno eficaz"    
     
ALEMANIA: INCERTIDUMBRES POLÍTICAS  
       
 
     
     
     

"EL PRESIDENTE STEINMAIER Y EL EX PRESIDENTE GAUK HAN RECOMENDADO PÚBLICAMENTE A LA CDU QUE NEGOCIE CON DIE LINKE, LA IZQUIERDA, EL GOBIERNO DE TURINGIA. LA RÁPIDA CARRERA DE AFD PARECE JUSTIFICAR LA RECOMENDACIÓN, REALMENTE EXCEPCIONAL, EN APOYO DE UN PACTO DE GOBIERNO ENTRE GRUPOS OPUESTOS PERO LIMPIAMENTE DEMOCRÁTICOS".

   
     
    Foto: Archivo RC  

TEXTO: LUIS MARTÍ

El domingo 27 de octubre tuvo lugar la cita electoral para renovar las instituciones de gobierno del Land alemán Thüringen. El partido triunfador en la elección anterior, Die Linke, La Izquierda, había designado como candidato a la jefatura del gobierno a Bodo Ramelow, un hombre de la República Federal y pensamiento progresista que, al producirse la reunificación, se afilió al Partei des Demokratischen Sozialismus, PDS, partido sucesor del SED, y hasta entonces, única opción electoral abierta a los alemanes del Este.

Una mirada regional

El tránsito de un sistema político a otro no se redujo solo a renovar letreros y cambiar moneda. Al producirse la reunificación Ramelow descubrió, parece que con cierta sorpresa, que la inteligencia occidental le había considerado como simpatizante sospechoso de contactos con figuras políticas de la DDR, y seguido la pista durante muchos años. En ciertos medios de la República Federal, era bien sabido el celo con que cada Alemania seguía la pista de sus ciudadanos con posible acceso a informaciones políticamente “valiosas” procedentes del otro lado del Muro. Ramelow hizo frente a las agencias de inteligencia de su país y tuvo la tenacidad de acudir a las instancias jurídico-administrativas de la República Federal a fin de aclarar las anotaciones que pudieran pesar sobre su expediente. Todo fue en vano, hasta que en última instancia, en 2013, el Tribunal Constitucional consideró ilegales todas las actuaciones, tanto en la República Federal, como por supuesto, en la DDR, y obligó a pasar página a las agencias informantes.

En definitiva, superada esa etapa de incertidumbre, Ramelow se dedicó plenamente a la política con una concepción enraizada en la tradición socialista alemana, y por tanto, mucho más a la izquierda de la socialdemocracia representada hasta hoy por el SPD en la República Federal. En 2013, participó en la constitución y puesta en marcha del nuevo partido de izquierdas, Die Linke, visto con desconfianza por muchos políticos occidentales pero en el que Ramelow ha sabido conciliar objetivos sociales ambiciosos con un talante de diálogo hacia otras formaciones que ha facilitado la gestión de un gobierno eficaz y comprometido con sus ciudadanos. Como candidato del partido, ha sido jefe de gobierno en Thüringen, ministro-presidente en la terminología local, durante la legislatura anterior, y ha resultado ganador con 29 diputados (sobre 90) en la elección del pasado mes de octubre.

La revista, naturalmente, no está abriendo con esta nota una nueva sección para seguir la pista (que sería interminable) de las elecciones territoriales alemanas. Pero en la elección del 27 de octubre han coincidido una serie de factores significativos que pueden ayudar a entender el complejo panorama político de la República Federal en un año, por otra parte, crítico para reorientar a la nueva Comisión Europea.

El gobierno en Thüringen

La población ha optado por el continuismo. El gobierno anterior estaba también presidido por Ramelow que no fue el ganador de la elección, pero sí capaz de articular un gobierno estable de coalición. Las comparaciones en el mundo político son inevitables. En 2014 el vencedor indiscutible en Thüringen había sido la CDU que obtuvo 34 diputados (sobre 91), pero no consiguió formular un programa de gobierno que diera cabida a otras formaciones y permitiera formalizar una alianza estable de gobierno. El segundo partido más votado fue Die Linke, que cerró un acuerdo de gobierno con socialdemócratas y verdes y lo mantuvo durante toda la legislatura.

Los electores del Land han tenido la oportunidad de expresarse de nuevo libremente, y el resultado conviene extrapolarlo más allá de sus fronteras interiores e interpretarlo en clave nacional.

Aires de altura: cambio de guardia

Comencemos por el partido que dirige la política de Alemania durante las tres últimas legislaturas. CDU, rotundamente mayoritario en 2014, pero incapaz de formar una coalición de gobierno. Ahora ha sido el tercer partido más votado, después del partido que lleva el nombre de “la izquierda”, y después también del partido AfD, de estridencias populistas, que duplica el número de sus diputados respecto de la anterior cita electoral. El prestigio profesional de Ramelow se encuentra tan establecido, que el aspirante perdedor de CDU lanzó inmediatamente la idea de “hablemos con Die Linke”, posiblemente primer paso de algún tipo de coalición de gobierno. No se trata de una idea descabellada, conocido el pragmatismo del ministro-presidente, aunque desde el interior de la CDU han surgido ya voces opuestas a todo contacto. Al escribir estas líneas, no ha habido una propuesta formal de CDU ni siquiera para “hablar”. La prensa nacional también reflejó esta incidencia, dando lugar a animados cruces de opinión entre lectores que proponen sencillas fórmulas prácticas, “ participar en un gobierno proporciona experiencias que no ofrece sentarse en la oposición”, y quienes afirman con indignación que ambos partidos son enteramente opuestos, “fuego” y “agua”, y que CDU, con su (justificada) obsesión hacia el extremismo de derechas de AfD, parece haber olvidado (con menos justificación) que sus fundamentos cristianodemócratas son totalmente incompatibles con el absolutismo de poder que caracteriza a las izquierdas.

 
 
* Puede continuar leyendo este artículo, suscribiendose a la Revista Consejeros.
 
OTROS REPORTAJES
 
UN “PRIVILEGIO EXORBITANTE”
Nº 158 de 3 / 2020

“CUANDO EEUU DECIDE UNILATERALMENTE APLICAR UNAS SANCIONES ESPERA QUE SUS ‘ALIADOS’ SE ABSTENGAN DE REALIZAR LAS OPERACIONES QUE HA DECIDIDO PROHIBIR. LA UE TIENE NORMAS QUE IMPIDEN A SUS EMPRESAS ACATAR ESAS PROHIBICIONES, PERO ANTE EL MIEDO A LAS ‘SANCIONES SECUNDARIAS’, ÉSTAS OPTAN POR CEDER; ACABA DE OCURRIR CON EL PROYECTO NORD STREAM 2".

 
¿REVALORIZACIONES HISTÓRICAS?
Nº 158 de 3 / 2020

“ENJUICIAR LO CARA O BARATA QUE ESTÁ UNA BOLSA POR SU EVOLUCIÓN PASADA PUEDE SER MUY TRAMPOSO”. LA REVALORIZACIÓN DE LA AMERICANA DESDE EL 2010 ES GRANDE. NO TANTO SI LA ANALIZAMOS DESDE EL 2000.

 
LOS ERRORES DEL REINO UNIDO
Nº 158 de 3 / 2020

PRIMERO, SE EROSIONÓ EL GRAN PILAR DEL DINAMISMO ECONÓMICO BRITÁNICO EN FORMA DE CERTIDUMBRE DE LAS REGLAS DE JUEGO, EN CONCRETO, DE LAS REFERIDAS A LAS RELACIONES CON LOS SOCIOS EUROPEOS, Y, AHORA, SE TRATA DE LIMITAR EL NECESARIO FLUJO DE TRABAJADORES HACIA EL PAÍS. LOS ERRORES SE ACUMULAN EN LONDRES Y LO PREOCUPANTE ES QUE ESTOS SON DE GRAN IMPORTANCIA... EN LOS PRÓXIMOS MESES DICE QUERER CERRAR UN ACUERDO DE LIBRE COMERCIO CON LA UE, PERO MANTENIENDO TOTAL SOBERANÍA REGULATORIA; UNA PROPUESTA INASUMIBLE PARA BRUSELAS, EQUIVALENTE A DEJAR VÍA LIBRE A UNA POSIBLE COMPETENCIA DESLEAL DEL REINO UNIDO, QUE ABRIRÍA LA PUERTA A UN PELIGROSO PROCESO DE DESLOCALIZACIÓN PARA LA UE.

 
ORIENTE MEDIO, UNA CRISIS PERMANENTE
Nº 157 de 2 / 2020

NINGUNA DE LAS RAZONES ADUCIDAS POR TRUMP PARA RETIRAR A EEUU DEL ACUERDO DE VIENA TENÍA EL MENOR FUNDAMENTO, PERO ÉL INSISTE EN PRESIONAR A LOS PAÍSES EUROPEOS PARA QUE DENUNCIEN TAMBIÉN EL ACUERDO, CON IDEA DE NEGOCIAR “OTRO MEJOR”, MIENTRAS SE CONVIERTE EN UN AUTÉNTICO AGENTE PROVOCADOR -CON ATENTADOS COMO EL DEL 3 DE ENERO CONTRA SOLEIMANI- Y REFUERZA EL ESQUEMA DE SANCIONES CONTRA EL RÉGIMEN IRANÍ, QUE INSTA A EUROPA A QUE RECUPERE SU LIBERTAD DE ACCIÓN.

 
¿ACCIONISTAS O PRESTAMISTAS?
Nº 157 de 2 / 2020

EL S&P500 DA UNA RENTABILIDAD POR DIVIDENDO DEL 1,8% FRENTE AL 3,2% DEL EUROSTOXX. PERO LA TIR DE LOS BONOS USA ESTÁ EN EL 3% Y LA DE LOS EUROPEOS, QUE ESTUVO EN EL 5% EN 2011, HA CAÍDO AHORA AL 0,5%.

 
 
 
 
 
consejeros
© Consejeros del Capital Social CDC Group - C/ San Hermenegildo 31 - 2º Dch. 28015 Madrid - Teléfono 0034 915 155 715