Número 140 - Julio de 2018
 
REPORTAJES
 

“En Alemania se ha desatado una lucha que simboliza la de la UE entre norte, sur, este y oeste. No se sabe cómo afectará a la UE este giro nacionalista”

 
     
ALEMANIA: BAVIERA IMPONE SU GERMANY FIRST  
           
FACEBOOKLINKEDINTWITTER    
  Foto: Archivo RC  
   
   

LOS SOCIALCRISTIANOS HACEN PIÑA CONTRA MERKEL Y LA ATACAN POR DOS FRENTES: EL DE LOS REFUGIADOS Y EL DEL PRESUPUESTO SOLIDARIO EUROPEO. TODO VALE CON TAL DE GANAR A LA EXTREMA DERECHA EN LAS PRÓXIMAS ELECCIONES BÁVARAS.

   
   

TEXTO: LIDIA CONDE (FRÁNCFORT)

Trump contagia. Está pasando. El presidente de Baviera, Markus Söder, y el archiconservador ministro de Interior, Horst Seehofer, ambos socialcristianos, no han encontrado hasta ahora la receta mágica para defender la mayoría absoluta de su partido, la Unión Social Cristiana (la CSU bávara coaligada con la CDU de Merkel en Berlín), en las próximas elecciones del Estado de Baviera en otoño. Así que ambos hacen política Germany first en Berlín con la idea de ganar en octubre. Que eso perjudique al Gobierno de coalición de la CSU con la CDU de Merkel en Berlín es secundario. Que desestabilice la UE, también. No les importa dañar a terceros: que el sur se las arregle con todos los refugiados que les llegan. Así que venga... Merkel, contra las cuerdas. La atacan y la seguirán atacando por dos frentes que ofrecen margen populista: el de los refugiados (Söder y Seehofer quieren que Alemania no deje entrar a ningún refugiado que haya pedido asilo antes en otro Estado de la UE) y el del presupuesto solidario europeo, también rechazado por los socialcristianos. Se trata, claro, de luchas de poder entre partidos alemanes (la CDU de Merkel, posicionada en el centro, y la CSU bávara, que quiere combatir a la extrema derecha posicionada a su derecha) y de un pulso entre el multilateralismo europeísta, defendido hasta ahora por Merkel, y los anhelos identitarios vendidos por las nuevas derechas populistas. En junio la CSU preparó el terreno. Primero con una propuesta del ministro alemán Seehofer y del halcón austríaco el canciller Sebastian Kurz de crear el eje Berlín-Viena-Roma para endurecer la política de asilo; luego con una reunión en Linz (Austria) de Kurz y Markus Söder. La migración ha vuelto al debate político por criterios electorales. La rica Baviera vota el próximo 14 de octubre, jugándose su mayoría absoluta por el avance de Alternativa para Alemania (AfD) y su discurso xenófobo y populista. Merkel, debilitada, ha dado el brazo a torcer y acepta la detención de los refugiados en la frontera. Todavía no está claro cómo se organizará ese rechazo en las fronteras, pero parece que asume esa derrota. Seehofer la amenazó con sellar las fronteras sin su consentimiento y acabar así con el Gobierno de coalición alemán. ¿Cómo afectará a Alemania y a Europa este giro nacionalista?

Viraje forzoso

En Alemania se ha desatado una lucha que simboliza la existente en la UE, entre norte y sur, entre este y oeste. En medio están los socialdemócratas, que participan en la coalición del Ejecutivo alemán, y que no han dado todavía su visto bueno por el efecto dominó que resultará de la nueva política Germany first, con implicaciones peligrosas para el conjunto de la UE. Hasta ahora, los socialistas rechazan los centros de tránsito que se construirán en la frontera entre Baviera y Austria para determinar cómo han llegado a Europa. Serán centros cerrados en los que permanecerán hasta 48 horas hasta decidir su aceptación o su expulsión. Con el pretexto de evitar a los populistas de Alternativa para Alemania (AfD) en el próximo Gobierno de Baviera, la CSU bávara ha forzado al Gobierno alemán a virar a la derecha. Como ha declarado Markus Blume, secretario general de la CSU, “no hay que abusar de la visión europea.” Y concluye: “La verdad es que Emmanuel Macron dice Europa primero, pero lo que realmente piensa es Francia primero”. Alemania toma un nuevo rumbo político, una línea dura para “evitar que Alemania se convierta en Italia” (Blume) y frenar el avance de la extrema derecha xenófoba.

¿Cómo puede canalizar Europa los flujos de refugiados sin traicionar los valores europeos?, se pregunta Peter Müller, del semanario Der Spiegel. La propuesta de Merkel de refomar el derecho europeo de asilo y repartir a los refugiados por Europa no ha prosperado. Habrá muro. Y la decisión final la tendrá el sur, sobre todo Grecia, Italia y España, los últimos países del dominó. Así, la crisis se traslada y se pospone, con consecuencias para las elecciones europeas en primavera, probablemente marcadas por los dos frentes con margen populista: la emigración y el dinero.

El dinero. Tampoco hay esperanzas de que se avance en convergencia económica. En junio Merkel llegó a un acuerdo con Macron para aprobar un presupuesto comunitario adicional para inversiones. Pero la respuesta tanto de dentro como de fuera de Alemania ha sido negativa. Doce países comunitarios han dicho que no. A la CSU bávara que gobierna con Merkel tampoco le ha gustado la idea. ¿Qué le queda a la canciller? Müller opina que Orbán y Salvini, Kaczynski y Le Pen estaban esperando que pasara algo así. La caída de Merkel, como consecuencia tardía de su decisión en otoño de 2015 de abrir las fronteras y salvar el acuerdo Schengen, la Europa sin controles en sus fronteras internas. Fracasa Merkel, avanza Orbán en Europa. Siendo en este momento Alemania, junto a Canadá y Francia, el modelo opuesto a los EE UU de Trump. Algo que fastidia mucho al presidente estadounidense, quien nada más levantarse tuitea frenéticamente contra Berlín, contra los fabricantes alemanes y contra la Canciller, la líder que defiende el multilateralismo, las soluciones y los valores europeos, y el espíritu abierto y cosmopolita en contraposición a los muros.

Sin apoyos clave

¿Se hunde Merkel, se hunde Europa? A finales de junio el diario muniqués Süddeutsche Zeitung tituló: “Fin de la era Merkel”. En cualquier momento las crisis actuales podrían acabar con ella. La política de refugiados no tiene una solución pactada en una Europa políticamente situada cada vez más a la derecha y, la división de intereses económicos en la Eurozona, tampoco. La CSU le ha retirado su apoyo en ambas cuestiones clave. Seehofer ha dicho que no al proyecto Merkel-Macron de avanzar en la estabilidad de la Eurozona con un pequeño presupuesto adicional para inversiones y para una mayor convergencia económica de los Estados miembros de la Eurozona. Y el presidente de Baviera, Markus Söder, se ha expresado en contra llamándolo “un presupuesto adicional a la sombra”. A ambos se suman doce países de la UE. En una carta conjunta al presidente Mário Centeno, los ministros de Finanzas de la llamada “Liga Hanseática” cuestionan el sentido de un presupuesto para la Eurozona. Firmada por el ministro de Finanzas holandés Wopke Hoekstra en nombre de Bélgica, Luxemburgo, Austria, Suecia, Dinamarca, Finlandia, Malta, Irlanda y los Países Bálticos, Hoekstra escribe que les preocupan “los riesgos morales y la neutralidad fiscal.” Concluye: “No hay consenso.

 
 
* Puede continuar leyendo este artículo, suscribiendose a la Revista Consejeros.
 
OTROS REPORTAJES
 
ESTADOS UNIDOS: LA ECONOMÍA DEL COYOTE
Nº 140 de 7 / 2018

LAS BUENAS NOTICIAS ESTÁN DESCONTADAS (CRECIMIENTO DEL 2,9% ESTE AÑO) Y A UNOS DESEQUILIBRIOS MACRO EN AUMENTO SE SUMAN LAS GUERRAS COMERCIALES QUE TRUMP HA INICIADO EN MEDIO MUNDO, EN SECTORES CLAVE.

 
RUSIA: GOLES PARA TAPAR LOS AJUSTES
Nº 140 de 7 / 2018

EL KREMLIN HA MEJORADO SU IMAGEN INTERNACIONAL POR LA ORGANIZACIÓN DEL MUNDIAL, Y HA APROVECHADO LAS RESTRICCIONES DE SEGURIDAD PARA BLOQUEAR A QUIENES SE MANIFESTABAN EN CONTRA DE RETRASAR LA EDAD DE JUBILACIÓN.

 
REINO UNIDO: Y LA CITY CON EL PIE CAMBIADO
Nº 140 de 7 / 2018

REVUELTA EN EL ALA MÁS EURÓFOBA DE LOS TORIES, POR EL BREXIT SUAVE QUE NEGOCIA MAY. YA HA CAMBIADO EL CICLO Y CON ÉL LAS CONDICIONES DEL MERCADO DE BONOS. Y SE CANCELAN VENTAS (EN EL MERCADO HY, 10 ESTE AÑO).

 
UNIÓN EUROPEA: LA FRAGMENTACIÓN, UN PROBLEMA ENDÉMICO
Nº 140 de 7 / 2018

SEGÚN LA COMISIÓN, 12 PAÍSES EUROPEOS PRESENTAN DESEQUILIBRIOS MACRO, INCLUYENDO NUEVE SOCIOS DEL EURO. CADA VEZ MÁS ECONOMISTAS EURÓFILOS PIDEN REFORMAS MÁS HONDAS, MÁS PRESUPUESTO Y CAPACIDAD FISCAL EUROPEA.

 
ESPAÑA: EL DESAFÍO DE PEDRO SÁNCHEZ
Nº 140 de 7 / 2018

TEXTO: JOAN TAPIA (BARCELONA). DE MOMENTO EL PRESIDENTE TRAMPEA LA FALTA DE MAYORÍA, PERO LA GRAN PRUEBA SERÁ NEGOCIAR EL TECHO DE GASTO SIN OLVIDAR EL DÉFICIT PACTADO CON BRUSELAS, PARA LO QUE PLANTEA YA RETOQUES EN ALGUNOS IMPUESTOS.

 
 
 
 
 
consejeros
© Consejeros del Capital Social CDC Group - Avenida de América 37 - 6ª planta Edificio Torres Blancas 28002 Madrid - Teléfono 0034 915 155 715