Número 135 - Febrero de 2018
 
REPORTAJES
 

El FMI pide a la UE que actúe contra la precariedad laboral y el paro juvenil; de lo contrario, una generación nunca podrá recuperarse

 
     
UNIÓN EUROPEA: 2018, AÑO CERO DE LA EXPANSIÓN  
           
FACEBOOKLINKEDINTWITTER    
  Foto: Archivo RC  
   
   

YA NO SE HABLA DE RECUPERACIÓN NI DE ‘MOMENTUM’: LA EUROZONA VIVE CLARAMENTE UNA EXPANSIÓN, EL MAYOR CRECIMIENTO (2,5%) EN UNA DÉCADA. NI LA POSIBLE GUERRA DE DIVISAS CON EEUU EN EL HORIZONTE EMPAÑA EL OPTIMISMO.

   
   

TEXTO: ALEXANDRE MATO (BRUSELAS)

Con la recuperación como etapa superada y mirando por el retrovisor a la crisis, la eurozona afronta un periodo de expansión no vivido en una década. El PIB crece de manera sostenida, ajeno al Brexit o a las tensiones comerciales y políticas con Donald Trump, el desempleo es similar al de 2009 y la inflación está controlada pese al bazuca monetario del BCE.

Bruselas no duda en festejar la actual coyuntura: “Europa está de vuelta”, aseguró recientemente el Comisario de Economía y Asuntos Monetarios, Pierre Moscovici. Hay, sin embargo, heridas muy profundas que contrastan con este optimismo. En algunos países la tasa de paro sigue en niveles alarmantes (16,4% en España; en torno al 20% en Grecia, según Eurostat), pero la preocupación empieza a ser que a partir de 2018 el tren europeo no descarrile.

“Diría que quizás el mayor riesgo es sobrecalentar la economía y quizás también, lo veremos a lo largo de este año, la inflación subiendo”, aseguró hace unas semanas el ya expresidente del Eurogrupo, Jeroen Dijsselbloem, ante un auditorio de economistas, banqueros y empresarios en el Belgian Financial Forum, un encuentro periódico que organiza el Banco Nacional de Bélgica para discutir sobre los principales asuntos económicos europeos. Por él han pasado desde Peter Praet, miembro del Consejo Ejecutivo del BCE, analizando los riesgos y consecuencias de un entorno de tipos bajos, hasta James Galbraith, mentor de Yanis Varoufakis, lanzando sus dardos contra los problemas de la construcción europea y su impacto en la crisis griega.

Sobrecalentamiento y tipos

Relajado, “disfrutando del reciente paro”, Dijsselbloem cree que ahora “no hay razones para ser pesimista” porque incluso el Financial Times habla de “euro boom” para definir el clima de optimismo sobre la reforma de la eurozona, “lo que me hace preocuparme porque cuando escucho boom siempre pienso en burst [pinchazo]”. Los temores del holandés que durante cinco años presidió las reuniones del Eurogrupo, el club informal donde los ministros de finanzas de la moneda única han combatido la crisis a golpe de rescates, reformas, recortes de gasto y consolidaciones bancarias, no son compartidos por el resto de instituciones europeas.

“La información que nos llega confirma un ritmo sólido de expansión económica, que se aceleró más de lo esperado en la segunda mitad del 2017”. Son palabras de Mario Draghi, el presidente del BCE, desde la Eurotower de Frankfurt en su comparecencia monetaria a finales de enero. Repite lo enunciado al cierre de 2017, cuando el BCE confirmó “una significativa mejoría de las previsiones económicas”. Draghi dejó de hablar de recuperación’ hace casi un año, cíclica fue el adjetivo técnico incorporado la última vez; ‘momentum’, traducido como empuje o impulso, se usó para referirse a la salida de la crisis; y ahora la eurozona vive en expansión. En la Comisión Europea también utilizaron ‘momentum’ durante meses, estuvo de moda durante 2016 y parte de 2017 para explicar la salida de la crisis. Hasta que “los vientos de cola”, en palabra del presidente, Jean Claude Juncker, maduraron ese impulso para convertirlo en una verdadera expansión. En Bruselas celebran el mayor crecimiento de la eurozona en una década, en torno al 2,5%, un optimismo ampliable a toda la UE, con niveles similares de crecimiento económico y superando las expectativas previas. Los últimos datos de Eurostat confirman que el viejo continente ha superado todas las previsiones y, a falta de los datos definitivos de cierre, el PIB de la eurozona eurozona galopó más que el británico o el estadounidense.

Ni la posible guerra de divisas con Estados Unidos que asoma por el horizonte parece nublar el optimismo que se vive en las capitales comunitarias. La progresiva apreciación del euro frente al dólar desde noviembre es “es parte por razones endógenas, principalmente por la mejoría de la economía”, según Draghi. Pero este impacto en la moneda única de un factor externo en principio positivo, que la actividad se comporte mejor de lo esperado, también supone presiones bajistas para la inflación, lo que podría complicar la salida gradual del QE europeo y la subida de tipos. De ahí, por ejemplo, el doble temor de Dijsselbloem. Y la banca teme este escenario de tipos. “Esto va mucho más lento de lo que yo había esperado”, según una alta fuente bancaria española sobre la normalización monetaria en el continente, “el entorno de tipos es durísimo”.

Los claroscuros de la recuperación

Estamos en el año 2018, el año cero de la recuperación, aunque un pequeño reducto de la población sufre los embates de la crisis. Tanto que una dama de blanco, antaño voz de la ortodoxia, se ha atrevido a denunciarlo. La directora gerente del FMI, Christine Lagarde, acaba de escribir “un sueño postergado: desigualdad y pobreza entre generaciones en Europa” para criticar que “la brecha intergeneracional se ha ensanchado considerablemente. La población en edad activa, sobre todo joven, está quedando rezagada”. Lagarde pide a los gobiernos europeos que actúen para acabar con la precariedad laboral, los niveles de endeudamiento y el desempleo que sufren los jóvenes europeos porque “existe el riesgo de que una generación nunca pueda recuperarse”.

Tres son los frentes de política económica que atender y dos los países como ejemplo. Según la jefa del Fondo, hay que actuar en el mercado laboral doméstico creando empleos con incentivos directos al trabajo como reducciones de las aportaciones a la seguridad social en los nuevos contratos o impuestos especiales aplicados a trabajadores poco remunerados. En Portugal, el gobierno del socialista Passos Coelho ha avanzado por ese camino desde que asumió el poder a finales de 2015, mediante incentivos fiscales para la conversión de contratos temporales en indefinidos y rebajas en las contribuciones a la seguridad social para los nuevos empleos juveniles. Aunque bajos los grandes números y el milagro luso, dos investigadores de la Universidad de Aveiro cuestionan la reducción del desempleo mediante la proliferación de contratos en prácticas. “En periodos de desempleo elevado, las prácticas profesionales deben reducirse o incluso ser eliminadas”, escribe Aníbal Galindro, unos de los dos investigadores, matemático de formación, quien considera más eficaces los incentivos fiscales a la contratación en las empresas. Lisboa aprobó en 2017 más de 40.000 contratos en prácticas, procedentes de miles de demandas de jóvenes de entre 18 y 30 años canalizadas a través de los servicios públicos, pero el desempleo juvenil sigue siendo unos de los grandes problemas macro por resolver.

 
 
* Puede continuar leyendo este artículo, suscribiendose a la Revista Consejeros.
 
OTROS REPORTAJES
 
ESTADOS UNIDOS: A PUNTO DE REPETIR LOS ERRORES DEL PASADO
Nº 141 de 9 / 2018

DIEZ AÑOS DESPUÉS DE LA CAÍDA DE LEHMAN, TRUMP -QUE ESTE MES CIERRA EL EJERCICIO FISCAL DE EEUU CON EL DÉFICIT CRECIENDO AL 20%– PARECE EMPEÑADO EN DESMANTELAR BUENA PARTE DE LA REGULACIÓN FINANCIERA QUE SE HABÍA CONSTRUÍDO.

 
REINO UNIDO: LA CITY SE PONE A CIEN EN SEPTIEMBRE
Nº 141 de 9 / 2018

LA CITY TRABAJA A DESTAJO PARA COLOCAR LOS BONOS EMITIDOS POR LA EMPRESAS EUROPEAS, A UN RITMO DE 20.000 MN DE EUROS SEMANALES EN EL SEGMENTO DE ALTO RENDIMIENTO. CON DIFERENCIALES QUE SUBEN Y SUPERAN YA LOS 360 PUNTOS.

 
ALEMANIA: EL GIRO IDEOLÓGICO DEL MIEDO
Nº 141 de 9 / 2018

SOLO HAN PASADO TRES AÑOS DESDE QUE MILES DE ALEMANES SE VOLCARON EN MUNICH PARA ACOGER A LOS REFUGIADOS, UNA APERTURA DE PUERTAS QUE LE PASÓ FACTURA A MERKEL Y ENGENDRÓ EL CALDO DE CULTIVO PARA LA ULTRADERECHA, YA EN EL PARLAMENTO.

 
UNIÓN EUROPEA: ITALIA, MANGAS Y CAPIROTES
Nº 141 de 9 / 2018

LOS TEMORES DE BRUSELAS SE HAN CUMPLIDO: LA ALIANZA EUROESCÉPTICA ITALIANA HA IMPUESTO SU AGENDA MIGRATORIA, SE HA UNIDO AL GRUPO DE VISEGRADO Y LEVANTA TODOS LOS RECELOS POSIBLES EN SU GESTIÓN DE LA DEUDA.

 
ESPAÑA: DESACELERACIÓN, CUENTAS Y CATALUÑA
Nº 141 de 9 / 141

TEXTO: JOAN TAPIA (BARCELONA). LA PÉRDIDA DE IMPULSO ECONÓMICO ES UN NUEVO DESAFÍO PARA EL GOBIERNO SÁNCHEZ, QUE PARA SACAR ADELANTE LOS PRESUPUESTOS NECESITA UN PACTO RAZONABLE CON PODEMOS Y UN APAÑO CON EL INDEPENDENTISMO.

 
 
 
 
 
consejeros
© Consejeros del Capital Social CDC Group - Avenida de América 37 - 6ª planta Edificio Torres Blancas 28002 Madrid - Teléfono 0034 915 155 715