Número 129 - Julio de 2017
 
REPORTAJES
 
   
     
TAMBIÉN LA INDUSTRIA FINANCIERA ISLÁMICA MIRA A LA FED      
       
 
  Foto: Archivo RC  
   
   
FRANCISCO JAREÑO, TITULAR DPTO. DE ANÁLISIS ECONÓMICO Y FINANCIERO. UNIV. DE CASTILLA-LA MANCHA
 

LA SHARIAH OBLIGA A QUE LAS INVERSIONES SUPEREN DOS FILTROS: UNO CUALITATIVO (NI ALCOHOL, NI JUEGO) Y OTRO CUANTITATIVO, CON RATIOS FINANCIEROS PARA EXCLUIR RIESGOS EXCESIVOS

 
   

El efecto que la ley islámica (Shariah) tiene sobre la industria financiera islámica, así como la importancia que está alcanzando en las últimas décadas, despiertan el interés por analizar el mercado bursátil islámico. Parece relevante estudiar la capacidad que tiene su mercado de renta variable para afrontar variaciones en los tipos de interés, sobre todo en periodos de recesión, como la última crisis financiera iniciada en el verano de 2007. Los fundamentos más importantes de la Shariah promulgan la prohibición del pago así como la recepción de un interés por realizar operaciones comerciales o financieras (riba), además de evitar transacciones que supongan la asunción de un riesgo excesivo para alguna de las partes involucradas en la transacción comercial (gharar). También prohíbe aquellos negocios que estén relacionados con juegos de azar o apuestas (maysir). En la práctica, la Shariah obliga a que las inversiones superen dos filtros de control: uno cualitativo, eliminando negocios relacionados con el alcohol, el juego, productos derivados del cerdo, armas, tabaco…; y otro cuantitativo, pues se utilizan ratios financieros para excluir a compañías que asumen demasiados riesgos o se dedican a actividades financieras centradas en prestar o pedir prestado dinero.

Así, parece lógico pensar que las carteras sectoriales que siguen los paradigmas del mercado islámico deberían presentar una menor sensibilidad ante movimientos no esperados en los tipos de interés que las convencionales, puesto que estas últimas incluyen negocios más arriesgados que las primeras han eliminado. Sin embargo, el efecto completo es incierto, puesto que existen otros efectos indirectos que también hay que considerar, y que tienen que ver con el ciclo económico, fundamentalmente. Por tanto, resulta interesante estudiar el impacto que variaciones en los tipos de interés que son referencia mundial (como los del mercado norteamericano) puede tener sobre determinadas carteras sectoriales internacionales dentro del mercado bursátil islámico (Jareño et al., 2016)1. En dicho estudio se examina un amplio periodo de tiempo comprendido entre 1996 y 2015, el cual incluye varios subperiodos caracterizados por diferentes momentos del ciclo económico, lo cual hace más interesante el análisis realizado. Las carteras analizadas hacen referencia a los siguientes sectores: materiales básicos, bienes de consumo, servicios de consumo, petróleo y gas, sector financiero, cuidados de la salud, sector industrial, sector tecnológico, telecomunicaciones y servicios públicos. Además, para examinar la exposición al riesgo de interés de las acciones del mercado islámico y si esta varía bajo diferentes condiciones económicas, las estimaciones se realizan aplicando la metodología de regresión por cuantiles, propuesta por Koenker y Bassett (1978). Finalmente, se considera también la dinámica completa de la Estructura Temporal de Tipos de Interés (ETII), pues se incluyen en el análisis los tres factores principales que la definen, y que son el nivel, la pendiente y la curvatura.

En lo que se refiere a la metodología utilizada, la regresión por cuantiles supone una aproximación robusta y flexible que permite estimar el impacto que tiene cada factor explicativo en diferentes puntos de la función de distribución de la variable dependiente (rendimientos de los índices sectoriales islámicos). Los resultados muestran que los índices sectoriales del mercado islámico presentan una sensibilidad estadísticamente significativa y negativa ante cambios no esperados en los tipos de interés. El mismo efecto también se observa en el análisis de las carteras convencionales. Esto supone que reducciones en los tipos tienen un impacto positivo sobre los rendimientos del mercado islámico (y viceversa). Si nos centramos en los componentes de la ETTI, cambios no anticipados en el factor nivel de la curva de tipos estadounidense (a largo plazo) aparecen como el principal componente del tipo de interés que explica la variabilidad de los rendimientos de las carteras sectoriales islámicas, seguido por la pendiente y, finalmente, la curvatura. Además, el efecto tiende a ser mayor durante periodos de fuertes bajadas en las cotizaciones de los activos.

Por otro lado, no se observan diferencias significativas en términos de sensibilidad de tipos de interés entre las carteras convencionales y las del mercado islámico. Los resultados parecen sugerir que el cumplimiento de la Shariah no permite realizar inversiones lo suficientemente seguras como para que las carteras sectoriales islámicas sean menos vulnerables que las convencionales a variaciones no esperadas en cualquiera de los tres factores que permiten caracterizar la curva de tipo de interés del mercado norteamericano. Sin embargo, si analizamos con más de detalle las diferencias entre el impacto que cambios en el “nivel” de los tipos de interés (factor explicativo más importante) tiene sobre los rendimientos sectoriales convencionales frente a los islámicos, descubrimos las siguientes evidencias (ver tabla superior) que pueden ser útiles para los gestores de carteras:

- Observamos diferencias positivas (es decir, sensibilidades frente a cambios en el factor nivel de tipos de interés superiores en sectores islámicos versus convencionales) en el sector industrial y en el de servicios públicos, en la mayoría de los cuantiles analizados. Por tanto, para estos sectores las inversiones en el mercado convencional parecen ofrecer una mayor cobertura frente al riesgo de interés, puesto que el impacto negativo de éste es ligeramente inferior.

- Por otro lado, aparecen diferencias negativas (sensibilidad de sectores convencionales superior a la mostrada por sectores islámicos) en materiales básicos, bienes de consumo y telecomunicaciones. Este resultado confirmaría a los gestores que la inversión en los sectores islámicos mencionados presenta un mayor nivel de cobertura que en el caso de los correspondientes convencionales.

- Finalmente, en el resto de sectores descubrimos diferencias que, según el cuantil analizado, pueden ser positivas o negativas, por lo que no se encontraría un resultado concluyente.

La investigación afirma también que las carteras sectoriales vinculadas al mercado bursátil islámico tienen una exposición similar al riesgo de mercado y a otros factores de riesgo global que las carteras sectoriales convencionales. Estos factores que tienen relevancia a nivel internacional son el precio del petróleo, el índice de volatilidad VIX, así como el índice de estrés financiero CFSI, factores de riesgo que aparecen en multitud de estudios recientes. Los resultados obtenidos nos pueden llevar a pensar que las carteras sectoriales islámicas no se encuentran aisladas en un mundo cada vez más interconectado y, por tanto, las carteras que cumplen la ley islámica también se ven sometidas a fluctuaciones ante cambios no esperados que afectan al sistema financiero mundial. Por ello, los resultados obtenidos en este trabajo permitirían rechazar la hipótesis que sugiere la desvinculación del mercado bursátil islámico y el convencional, ya que ambos parecen estar afectados de forma análoga por factores globales de riesgo financiero y macroeconómico.

 
 
* Puede continuar leyendo este artículo, suscribiendose a la Revista Consejeros.
 
OTROS REPORTAJES
 
CÓMO LOS NUEVOS TURISTAS MODIFICAN LA INDUSTRIA HOTELERA
 
MERAL CANET, CONSULTORA DE ASUNTOS INTERNACIONALES EN EQUIPO ECONÓMICO
Nº 130 de 9 / 2017

EL NÚMERO DE TURISTAS NO DEJA DE AUMENTAR, HASTA LA “TURISMOFOBIA”, PERO LA INDUSTRIA HOTELERA NO ES CAPAZ DE ATRAER TODO ESE CRECIMIENTO Y LAS P2P GANAN TERRENO

 
LOS VAIVENES DEL DÓLAR
 
JUAN PEDRO MARÍN ARRESE, ECONOMISTA
Nº 130 de 9 / 2017

EMBARRANCADO EN TODOS LOS FRENTES, TRUMP PARECE VOLVER UNA Y OTRA VEZ A LA CASILLA DE SALIDA. EN POLÍTICA ECONÓMICA, CUNDE EL DESCONCIERTO Y LA ACTIVIDAD SE RESIENTE

 
COMISIONES DE AUDITORÍA: MÁS ALLÁ DE LA INFORMACIÓN FINANCIERA
 
MARÍA LACARRA, SOCIA DE AUDITORÍA DE KPMG EN ESPAÑA
Nº 129 de 7 / 2017

EL NUEVO PRESIDENTE DE LA CNMV HA EXPLICADO EN EL FORO ANUAL DEL CONSEJERO LOS PRINCIPIOS DE SU GUÍA TÉCNICA PARA COMISIONES DE AUDITORÍA

 
ACCIONISTAS COMUNES: MENOS COMPETENCIA Y MÁS SALARIOS
 
MIREIA GINÉ Y MIGUEL ANTÓN, PROFESORES DE DIRECCIÓN FINANCIERA, IESE
Nº 129 de 7 / 2017

BLACKROCK (PRIMER ACCIONISTA EN 1 DE CADA 5 COTIZADAS USA) O FIDELITY (EN 1 DE CADA 10) VOTAN A FAVOR LOS PAQUETES SALARIALES PRESENTADOS, SE LIGUEN O NO A LOS RESULTADOS

 
PROXY ADVISORS': UN SEGUIMIENTO RIGUROSO DE LOS CONSEJOS
 
BORJA MIRANDA JOHANSSON, DIRECTOR DE MORROW SODALI
Nº 128 de 6 / 2017

SI LA FIGURA DE LOS ASESORES DE VOTO HA SURGIDO CON TANTA FUERZA SERÁ PORQUE EXISTE UNA NECESIDAD EN EL MERCADO DE MARCAR DE CERCA LA GOBERNANZA DE LAS EMPRESAS

 
 
 
 
 
consejeros
© Consejeros del Capital Social CDC Group - Avenida de América 37 - 6ª planta Edificio Torres Blancas 28002 Madrid - Teléfono 0034 915 155 715